Te de lavanda contraindicaciones

Efectos secundarios del té de lavanda y manzanilla

Escanee activamente las características del dispositivo para su identificación. Utilizar datos de geolocalización precisos. Almacenar y/o acceder a la información de un dispositivo. Seleccionar contenidos personalizados. Crear un perfil de contenido personalizado. Medir el rendimiento de los anuncios. Seleccionar anuncios básicos. Crear un perfil de anuncios personalizados. Seleccionar anuncios personalizados. Aplicar la investigación de mercado para generar información sobre la audiencia. Medir el rendimiento de los contenidos. Desarrollar y mejorar los productos.

El aceite esencial de lavanda es uno de los aceites esenciales más populares y versátiles utilizados en aromaterapia. Destilado de la planta Lavandula angustifolia, el aceite promueve la relajación y se cree que trata la ansiedad, las infecciones por hongos, las alergias, la depresión, el insomnio, el eczema, las náuseas y los dolores menstruales.

En la práctica de los aceites esenciales, la lavanda es un aceite polivalente. Se le atribuyen propiedades antiinflamatorias, antifúngicas, antidepresivas, antisépticas, antibacterianas y antimicrobianas, así como efectos antiespasmódicos, analgésicos, desintoxicantes, hipotensores y sedantes.

Varios estudios han comprobado los efectos reductores de la ansiedad de la lavanda en poblaciones específicas. Por ejemplo, un estudio publicado en Physiology & Behavior en 2005 se centró en 200 personas que esperaban un tratamiento dental y descubrió que respirar el aroma de la lavanda disminuía la ansiedad y mejoraba el estado de ánimo.

Té de hierbas sin cafeína

Aunque no esté totalmente integrado en la moda de los aceites esenciales, es posible que ya conozca los poderes relajantes y calmantes que la lavanda puede tener en las personas. Incluso se han realizado numerosos estudios científicos para comprobar estas afirmaciones, como éste, que concluye que hay pruebas del «efecto relajante de la inhalación de aceite de lavanda». El aceite de lavanda, y la propia planta, pueden incluso ser ingeridos con seguridad por los humanos para conseguir efectos calmantes similares.

Por desgracia, la respuesta a esta pregunta no es tan sencilla como un sí o un no. La lavanda, la planta, contiene una pequeña cantidad de un compuesto llamado linalol, que es tóxico tanto para los perros como para los gatos. Sin embargo, el linalol se encuentra en concentraciones tan pequeñas que rara vez es un problema. Los problemas sólo surgen si el perro ingiere una cantidad muy grande de lavanda.

Los síntomas de intoxicación por lavanda pueden incluir vómitos, incapacidad para defecar, abdomen hinchado y sensible, disminución del apetito y fiebre. Si sospecha que su perro se ha intoxicado con lavanda, debe consultar inmediatamente a su veterinario para iniciar el tratamiento. El tratamiento varía, pero puede incluir la administración de fluidos intravenosos para limpiar eficazmente su sistema, oxígeno suplementario y antihistamínicos.

Efectos secundarios de la lavanda

La lavanda es una de las fragancias más apreciadas del mundo. Desde el aceite esencial de lavanda hasta los jabones y tés de lavanda, esta vibrante flor de color púrpura es toda una declaración. Es conocida por sus efectos calmantes, lo que la convierte en el té perfecto para la hora de dormir.

El té de lavanda ofrece un sabor delicado y una fragancia aromática que cuenta con numerosos beneficios para la salud. Descubra la belleza de esta planta floral y descubra cómo beber una taza de lavanda puede mejorar su salud.

El té de lavanda se elabora con los capullos frescos o secos de la flor de lavanda conocida como Lavandula angustifolia. Es un tipo de té conocido como infusión o tisana. Esta planta es originaria de la región mediterránea, incluyendo el sur de Europa y el norte de África.

En la actualidad, la planta de lavanda se cultiva en Estados Unidos y en muchos otros países del mundo. Es habitual encontrarla en los jardines de las casas y los brotes pueden utilizarse para preparar un té de lavanda casero. La lavanda también se utiliza con frecuencia en productos para el cuidado del cuerpo, cosméticos y productos de belleza gracias a su aroma relajante. Se utiliza habitualmente en productos de belleza para prevenir la caída del cabello, igualar la complexión de la piel y potenciar la salud celular.

Cómo utilizar el aceite de lavanda para la ansiedad

Otros usos no demostrados con investigaciones han sido la agitación, el eczema, los cólicos en los bebés, el estreñimiento, la depresión, el dolor menstrual, la presión arterial alta, los piojos, las migrañas, las infecciones de oído, el acné, las náuseas y los vómitos, así como otras afecciones.

No se sabe con certeza si la lavanda es eficaz en el tratamiento de alguna afección médica. El uso medicinal de este producto no ha sido aprobado por la FDA. La lavanda no debe utilizarse en lugar de la medicación que le haya recetado su médico.

Si decide utilizar lavanda, hágalo siguiendo las instrucciones del envase o las indicaciones de su médico, farmacéutico u otro profesional sanitario. No utilice más cantidad de este producto que la recomendada en la etiqueta.

No utilice diferentes formulaciones de lavanda (como comprimidos, líquidos y otros) al mismo tiempo, a menos que se lo indique específicamente un profesional de la salud. El uso conjunto de diferentes formulaciones aumenta el riesgo de sobredosis.

Evite usar lavender junto con otros suplementos de hierbas/salud que también pueden causar somnolencia. Esto incluye el cálamo, la amapola de California, la hierba gatera, el lúpulo, el cornejo de Jamaica, la kava, la hierba de San Juan, la escutelaria, la valeriana, la yerba mansa y otros.